30 de abril de 2012


OIT pide cambiar modelo económico que socava dignidad del trabajo


Ginebra, 30 abr (PL) El director general de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), Juan Somavía, advirtió hoy que es imposible salir de la crisis con recetas del pasado y pidió a cambiar el modelo económico que socava la dignidad del empleo.

  Vísperas del Día Internacional del Trabajo, Somavía apuntó que esas políticas económicas y laborales han olvidado que el trabajo es fuente de dignidad, estabilidad familiar, paz en la comunidad y credibilidad en la democracia.

Precisó que el sistema imperante en el mundo ha generado riqueza, pero concentrada en pocas manos, y que se equivocan quienes piensan en la efectividad de esas fórmulas al recordar la existencia de un desempleo juvenil de casi el 50 por ciento en España y Grecia.

"Queda claro que estamos al límite de esta recesión generada por la austeridad, las políticas económicas y laborales en boga ignoran los valores de justicia y solidaridad que han guiado a la Unión Europea y que figuran en sus principales tratados", significó.

El director de la OIT alertó que esas estrategias no tienen en cuenta que para pagar deudas hace falta crecimiento y empleo, lo que demuestra que las políticas macroeconómicas de las pasadas décadas socavaron el valor del trabajo, lo cual se evidencia hoy en la euro zona.

Allí, apuntó, para enfrentar altos niveles de deuda pública están creando un gran costo social que tarde o temprano habrá que pagar.

El actual modelo de crecimiento económico considera al trabajo como un costo de producción que debe mantenerse bajo para elevar la competitividad y las ganancias, indicó.

Somavía destacó que el trabajo es fundamental para la gobernabilidad y planteó que no es una mercancía; por eso, enfatizó, este no es un 1 de Mayo cualquiera.

Subrayó que se necesita un crecimiento que beneficie el medio ambiente, promueva el bienestar de las personas y reduzca las desigualdades, cuya medida de éxito debe ser el número de empleos de calidad creados y no el porcentaje de crecimiento del Producto Interno Bruto.

"Debemos avanzar hacia una globalización que responda a las expectativas de la gente, en primer lugar, la posibilidad de acceder a un trabajo con remuneración justa y derechos laborales, en condiciones dignas", aseguró.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada